MÉXICO, DF., 5 de julio de 2015.- La buena vecindad reina en México..., al menos eso dicen 9 de cada diez ciudadanos, y 86 de cada cien de los mexicanos se consideran buenos vecinos, revela un estudio de opinión de Gabinete de Comunicación Estratégica (GCE).

Estas consideraciones, fruto de una encuesta telefónica realizada entre 600 personas del país, contrastan con el hecho de que 58.3 por ciento de los entrevistados dice que en su comunidad no existe ninguna organización vecinal; 35.5 por ciento dijo que hay agrupaciones de este tipo en su barrio o colonia, en tanto que 5.6 por ciento no sabe si las hay.

GCE pidió a sus encuestados que calificaran (en una escala del 0: pésimo al 10: excelente) la relación que tiene con sus vecinos, y lo hicieron con un promedio de 8.4, con 34.2 por ciento que pone 10 a las relaciones vecinales por 1.5 por ciento que las valoró como pésimas en el otro extremo.

El 42.4 por ciento de la gente mayor de 45 años calificó con 10 su relación en su comunidad, mientras que alrededor de los jóvenes de 18 a 29 años y adultos jóvenes (30 a 44) lo hacen igual.

En lo personal, 85.9 por ciento de los entrevistados se considera buen vecino, 9.3 por ciento no se ve como bueno o malo, mientras que 1.2 por ciento se confiesa mal vecino y el resto de la gente o no supo cómo se comporta o prefirió no decirlo.

Las mujeres (88 de cada cien) se ven como buenas vecinas por cada 83 hombres; 1.8 por ciento de los mexicanos no duda en verse como malos vecinos.

¿Qué tanto interés tiene usted en los asuntos de su comunidad o colonia?, preguntaron los encuestadores de Gabinete (www.gabinete.mx) y la mayoría afirmó que tiene interés, pero con matices: 44.9 por ciento señaló que es muy interesado y 29.2 por ciento que algo de interés muestra.

Un 16.8 por ciento comentó que es poco lo que le importa la vecindad y 6.3 por ciento peor aún sostuvo que no le motiva nada participar. Los mayores de 45 años son los que más dicen que tienen mucho interés (59.4 por ciento).

Algo raro ocurre cuando los ciudadanos se ven en el espejo de la participación, ya que cuando se les preguntó qué tanto toman parte en las reuniones vecinales 47.7 por ciento confesó no participar, pero un importante 46.9 por ciento sostiene que sí acude a las juntas.

49 de cada cien mexicanas dicen que acuden a las reuniones vecinales por 44 mexicanos. Los jóvenes de 18 a 29 años son los menos participativos (56.5 por ciento).

Las siete menciones más importantes del desinterés son:

  1. Porque no tiene tiempo 39.7 por ciento
  2. No hay organización ni reunión 26.1 por ciento
  3. Falta de interés 9.7 por ciento
  4. Porque otros vecinos no participan 8.0 por ciento
  5. Por problemas de salud 4.0 por ciento
  6. Porque no le gustan las propuestas   3.5 por ciento
  7. Porque no lo invitan    3.0 por ciento

El 3.9 por ciento no sabe porque no le importan las cosas comunales, mientras que 1.9 por ciento tiene otros motivos para no participar.

A juzgar por lo que dicen los mexicanos en el estudio de GCE vivir en comunidad en México es algo sin problema, pues 86 de cada cien aseguran que no han tenido problemas con sus vecinos y sólo 13.1 por ciento sí ha tenido choques.
Las broncas vecinales no pasaron a mayores, pues cuando ha habido problemas, 57.9 por ciento los ha resuelto dialogando, 15.3 por ciento no ha logrado la conciliación y 13.2 por ciento debió pedir ayuda a las autoridades; 8.7 por ciento dijo que solucionó el problema de otra manera.