MÉXICO, DF, 20 de abril de 2015.- La candidata del Partido de la Revolución Democrática (PRD), a la jefatura delegacional de Iztapalapa, Dione Anguiano fue directa y ante miles de seguidores reunidos en la explanada de la delegación, negó que tuviera vínculos con la delincuencia organizada, como se le acusó hace unos meses.

“Me han tachado de delincuente, que cubro delincuentes y de estar con el crimen organizado y decidí de motu propio sujetarme a la prueba [de confianza] que imponía el Instituto Electoral. Lo digo claramente, no tendría madre si estuviera vinculada al narcotráfico, si estuviera vinculada al crimen porque sé lo que es trabajar, sé cómo se pierde la juventud, como se pierde en el vicio”, dijo con ese estilo entrón que la caracteriza.

Acompañada de los dirigentes nacional y capitalino del PRD, Carlos Navarrete y Raúl Flores, respectivamente, Anguiano, quien fue líder estudiantil en el Colegio de Ciencias y Humanidades Oriente, funcionaria y actualmente es asambleísta, dijo que sólo tiene un delito: su origen.

“El único delito que tengo es haber nacido en Tepito y llegar a Ejército de Oriente, ese es mi delito”, expresó, lo que ocasionó una cascada de aplausos de parte de los miles de asistentes, que le dedicaron porras desde el inicio.

Ella les mostró su cariño a las 8 mil personas que acudieron, de acuerdo con datos del PRD, y que estaban compuestos por contingentes de la Asamblea de Barrios, o simpatizantes de otros perredistas que buscarán un cargo el 7 de junio, como Iván Texta Solís, candidato a diputado local del distrito 31.

“Se siente chingón estar con todos ustedes”, les dijo al inicio de su discurso.

También les llevó promesas. Se comprometió que su equipo de campaña visitará “casa por casa” a los dos millones de personas que habitan la demarcación.

Prometió que en caso de ganar buscará más presupuesto para la delegación e incrementar sus áreas verdes. Adelantó que su estilo combinará ternura como la que se requiere para atender a un niño que necesita una operación, y firmeza para tomar las mejores decisiones.

Y habló del tema que año con año azota a la delegación más poblada del DF: la falta del agua. Les explicó que se requiere de un gran aliado, del jefe de Gobierno del distrito Federal, Miguel Ángel Mancera.

“Quién diga que el problema del agua lo vamos a resolver nosotros es falso, se necesita la alianza con el gobierno local, el doctor Mancera será nuestro gran representante, nuestro gran gestor para lo que necesite Iztapalapa; un gran aliado requiere de un gran pueblo”, afirmó.

Les pidió a los asistentes que el 7 de junio crucen el logo del PRD en las tres boletas que recibirán: la de delegado, la de diputado local y la de federal.

Reconoció que hay otras izquierdas, pero se deben a la propia generosidad del PRD, consideró.

“Es cierto, existen muchas izquierdas pero el PRD es tan generoso que a los demás les da sus militantes, todos han salido del PRD”, dijo en alusión al éxodo de distintos perredistas a los partidos Movimiento de Regeneración Nacional (Morena) y al Movimiento Ciudadano (MC).

“Que no se nos olvide, somos perredistas, necesitamos votos el 7 de junio y si nos implicamos todos los que estamos aquí, les puedo aceptar que vamos a ganar la delegación”.

Lo que fue respondido con un “sí se puede”.

Al término del mitin Anguiano se tomó fotos con cientos de simpatizantes.