CIUDAD DE MÉXICO, 24 de julio de 2020.- Será el blues de Real de Catorce el que romperá las cadenas que ha impuesto la pandemia de coronavirus a los conciertos del género y los seguidores de la agrupación podrán reencontrarse en el que será el primer espectáculo bajo la modalidad de autoconcierto en la Ciudad de México.

La pandemia obligará a los asistentes a ingresar en automóvil y colocarlo frente al escenario, y así por medio del parabrisas y ventanas abajo, observar y escuchar a los siete músicos Real de Catorce y la banda telonera de Salvador y Los Eones.

El escenario desde el cual los acordes de blues y rock romperán el silencio se instalará en el autocimena de la Arena Ciudad de México. Los asistentes al concierto programado para el 8 de agosto deberán ingresar cuatro por auto o cinco en el caso de camioneta y un solo boleto ampara el acceso de cada automotor, pero nadie podrá bajarse en las áreas limitadas, solamente se permitirá descender para acudir al sanitario con las debidas precauciones de distanciamiento y sin tocar superficies.

Ricardo Platt, bajista y director musical de Real de Catorce, en entrevista con Quadratín México menciona que desde hace cinco meses, la banda no realiza un concierto y tiene la esperanza de que este tipo de presentaciones sea una señal para volver tocar de manera más frecuente en medio de la pandemia.

"Real de Catorce es una banda que disfruta mucho de la improvisación de los shows en vivo, ese elemento esta dentro de las canciones de blues y rock, entonces mantener la distancia puede ser un ligerísimo obstáculo, aunque la verdad no creo, porque existe una química musical que hemos estado desarrollando entre todos nosotros y estamos seguros que el espacio no va impedir comunicarnos de la manera más musical posible e interactuar con el público”, afirma Pratt, quien este año cumple 12 años al interior de la banda.

"Esto es un rayo de esperanza porque podemos empezar a pensar que hay una posibilidad de retomar los conciertos, nosotros, quienes nos dedicamos a la música y el entretenimiento, fuimos de los sectores más afectados porque tuvimos  que parar por la pandemia.  Creemos que podemos estar dando shows más seguidos, quizá a finales de este año, o en el 2021. De momento, esta es la única fecha tenemos programa por ahora.

“La Arena Ciudad de México es el único lugar el cual nos permite tener un estándar de seguridad  y salubridad, tanto para los espectadores como para nosotros, pero también ha sido una época de adaptación que todos hemos seguido, nosotros como músicos al igual que los seguidores de Real de Catorce”, detalla el músico.

Platt comparte que el público de la agrupación esta ávido de escuchar en vivo los éxitos y las letras de José Cruz (vocalista), por lo cual la velada será un recorrido por la discografía de la agrupación que en 2020 cumple 39 años de fundación.

Y si el público aprecia las letras del líder del grupo, cuya obra está considerada dentro del patrimonio artístico de la Fonoteca Nacional, no es menor la admiración que tiene por el letrista, quien desde hace varios años se ha vuelto un ejemplo de entereza al librar una batalla contra la esclerosis.

-¿Cómo está la salud de José Cruz? Es un tema que recurrentemente preguntan los seguidores de Real de Catorce.

-Nosotros ni siquiera hemos querido ir a importunarlo con algún tipo de visita, estamos muy en contacto con él, siempre nos mantenemos cercanos por el chat, y en las transmisiones que hacemos en vivo en la página de Facebook de Real de Catorce. A él se le ve con un buen ánimo,  respecto a este concierto y los proyectos que teníamos para este año, que era una grabación de nuevo material, sin embargo este plan fue deteniendo.

Seguimos trabajando por medio de las redes y se él ve muy animado, es alguien que está muy consciente de su estado de salud, y quien siempre se prepara, tanto física como mentalmente, para cada show. Y por eso mismo podemos darlo todo en el escenario tanto en duración como en la calidad de interpretación.

¿Cómo será la producción de este autoconcierto?

Se nos ha dado la indicación de que el uso de cubrebocas es obligatorio para todos, tanto para los asistentes, personal del staff, al igual que la banda, entonces eso lo vamos a tener muy presente siempre. Vamos a mantener la distancia, entre nosotros. José va tener una persona de staff exclusivamente para sus necesidades técnicas, nosotros no vamos a tener contacto con él.

La gente va tener que entrar en coche, los boletos que están a la venta en Superboletos y es un precio por auto, en el que pueden entrar hasta cuatro personas todas con cubrebocas, obligatoriamente o cinco si van en camioneta.

Todas las zonas están asignadas para que cada persona tenga la mejor visibilidad posible.

Por desgracia no vamos poder tener un contacto físico con los seguidores de Real de Catorce. Como banda disfrutamos el contacto con la gente, siempre nos acercamos, platicamos con ellos firmamos lo que hayan traído, pero por motivos de sana distancia esta vez será imposible.

-¿Como músico qué expectativas tienes de este nuevo formato de conciertos?

-Los ensayos podrían ser un problema si no hubiéramos tenido este método de ensayar una vez por semana y que nos lleva a mantener la calidad; además de ser el bajista, funjo como el director musical de la banda, entonces elegí un programa especifico que va a traer muchos éxitos que nos piden muy seguido en los conciertos de Real de Catorce, y que ya hemos tocado muchísimas veces dentro de este año, y alrededor de toda la República; entonces confió en que la calidad de la música será impresionante.

Rodrigo Platt está a cargo de la dirección musical de la banda conformada por María Camargo, voz; Arturo Waldo, guitarra; Alán López, batería; Francisco Velasco, teclados y Miguel Corsa, guitarra.  Las edades de los integrantes oscilan entre 30 y 33 años, excepto por José Cruz, quien es el fundador y autor de todas las rolas, voz y armónica.

Salvador y Los Eones será la banda que abrirá el espectáculo y están programados para tocar alrededor de una hora, mientras que Real de Catorce tiene prevista hora y media de canciones. “Entonces  será un show de más de dos horas que vamos a compartir con mucho gusto”, asegura, entusiasmado, el bajista.