CIUDAD DE MÉXICO, 13 de noviembre de 2018.- Abandonada en una jardinera de la Unidad Habitacional Nonoalco Tlatelolco apareció una maleta de grandes dimensiones que en su interior contenía el cadáver de una persona.

El hallazgo se llevó a cabo poco antes de las 10 horas en la parte trasera del edificio López Rayón, ubicado sobre la Avenida Ricardo Flores Magón, entre Avenida Insurgentes Norte y el Eje 1 Poniente Guerrero.

Vecinos descubrieron la inusual maleta a unos metros de la vialidad sobre el área verde y de inmediato dieron aviso a las autoridades por el olor fétido que se desprendía; policías auxiliares y preventivos que vigilan la zona de inmediato se trasladaron al lugar y tras corroborar que se trataba del cuerpo de una persona, al parecer menor de edad, dieron aviso al ministerio público.

En pocos minutos, peritos de la Procuraduría general de Justicia de la Ciudad de México arribaron al lugar para recabar todos los indicios posibles para esclarecer el crimen.

Se presume que por las dimensiones de la maleta, los restos localizados sean de una persona de talla baja o menor de edad.