CIUDAD DE MÉXICO, 29 de septiembre de 2020.- En un intento por frenar el movimiento antivacunas, el Pleno del Senado de la República aprobó una reforma que obliga a los padres de familia a vacunar a sus hijos y con la cual los menores de edad tendrán el derecho a vacunarse y las escuelas reportarán la resistencia a vacunar.

Con 103 votos a favor y tres abstenciones, los senadores avalaron el dictamen, en lo general y en lo particular, el proyecto de decreto que reforma y adiciona diversas disposiciones de la Ley General de los Derechos de Niñas, Niños y Adolescentes, de la Ley General de Salud; y, de la Ley General de Educación, en materia de vacunación, mismo que fue turnado a la Cámara de Diputados para sus efectos constitucionales.

Con ello se determinar la coordinación de los tres órdenes de gobierno para promover y ejecutar programas dirigidos a garantizar el ejercicio del derecho a la vacunación oportuna de niñas, niños y adolescentes, así como vigilar de forma periódica su salud, crecimiento y desarrollo integral. 

Además, para promover y vigilar, en coordinación con las autoridades sanitarias, la aplicación oportuna de vacunas contenidas en el Programa de Vacunación Universal y demás acciones dirigidas a proteger la salud de y los educandos.

Se obliga a quienes ejercen la patria potestad, tutela o guarda y custodia a asegurar que reciban oportunamente todas las vacunas contenidas en el Programa de Vacunación Universal, salvo que medie justificación médica certificada en contrario. 

El dictamen puntualiza que toda persona tiene la responsabilidad de aplicarse las vacunas contenidas en el Programa de Vacunación Universal, independientemente del régimen de seguridad o protección social al que pertenezca. 

En las disposiciones transitorias se establecen plazos contados a partir de la entrada en vigor del decreto por un lapso no mayor a 180 días hábiles para que la Secretaría de Educación Pública, en coordinación con la de Salud y la Procuraduría Federal de Protección de Niñas, Niños y Adolescentes, expidan las normas escolares que se refieren en la reforma.

Además, la Secretaría de Educación tendrá que adecuar las normas, reglamentos, acuerdos, lineamientos y demás disposiciones de carácter general.

Al fundamentar el dictamen, la presidenta de la Comisión de Derechos de la Niñez y de la Adolescencia, Josefina Vázquez Mota, señaló que enfermedades que se consideraban ya erradicadas en el país y otros países han regresado a atacar a niñas, niños y adolescentes, y también adultos, al descuidar la vacunación. 

Al momento de la inscripción o reinscripción de personas menores de edad a las escuelas públicas o privadas, las autoridades escolares deberán solicitar la Cartilla Nacional de Vacunación con el propósito de verificar el cumplimiento de esquema de vacunación de los menores. 

La panista destacó que la vacunación evita la muerte de entre dos y tres millones de personas cada año. En el caso de niñas, niños y adolescentes, en el año 2018, la Organización Mundial de la Salud (OMS) alertó que cerca de 20 millones de menores en todo el mundo no recibieron las vacunas vitales contra enfermedades como el sarampión, la difteria y el tétanos. 

En 2018, se registraron casi 350 mil casos de sarampión en todo el mundo, más del doble que en el año 2017. En el caso de México, la Secretaría de Salud reveló que sólo en los primeros cuatro meses de este año se tenía conocimiento de más de 150 personas contagiadas cuyo rango de edad se encuentra entre los tres meses de edad y los 68 años. 

El coordinador del Grupo Parlamentario de Morena, Ricardo Monreal, refirió que hace unos años en Europa y en varias partes del mundo se presentó con fuerza un movimiento antivacunas estableciendo una campaña muy fuerte para no inmunizarse.

Un movimiento increíble, por motivos religiosos, fundamentalmente, por motivos políticos o incluso en algunos casos por motivos económicos, pero fundamentalmente por motivos religiosos”, señaló sobre este movimiento que ha ido avanzando en el mundo y donde México no es la excepción. 

Por ello, Monreal Ávila respaldó a las senadoras Vázquez Mota y Ana Lilia Rivera sobre la trascendencia de esta reforma de 11 artículos que tiene por propósito de elevar y discutir la obligatoriedad de las vacunas en niños y en niñas, a propósito del Covid 19.