WASHINGTON, EU., 22 de septiembre de 2021.- Este miércoles, la Oficina de Control de Activos Extranjeros (OFAC, por sus siglas en inglés) del Departamento del Tesoro de los Estados Unidos registró al mexicano Sergio Valenzuela Valenzuela como Narcotraficante Especialmente Designado de conformidad con la Ley de Designación de Cabecillas Extranjeros del Narcotráfico (Ley Kingpin).

El Departamento del Tesoro señala que Valenzuela Valenzuela, establecido en Nogales, Sonora, es un jefe de plaza del Cártel de Sinaloa y como tal es responsable de traficar toneladas de fentanilo y otras drogas a los Estados Unidos, bajo el mando directo de Ismael El Mayo Zambada García.

Añade que Zambada García fue identificado como Narcotraficante Importante de conformidad con la Ley Kingpin en 2002 y el Departamento del Estado ofrece una recompensa por información que lleve a su captura.

Valenzuela Valenzuela fue registrado este miércoles por ayudar materialmente, proveer ayuda financiera o soporte tecnológico y/o proveer bienes y servicios en apoyo de Zambada García y el Cartel de Sinaloa en las actividades de narcotráfico internacionales.

Además, otros siete mexicanos y dos entidades fueron registrados también este día: Leonardo Pineda Armenta, mano derecha de Valenzuela Valenzuela, quien es responsable de operar directamente para él y seis lugartenientes del cártel:

Gilberto Martínez Rentería, Jaime Humberto González Higuera, Jorge Damián Román Figueroa, Luis Alberto Carrillo Jiménez, Melitón Rochin Hurtado y Miguel Raymundo Marrufo Cabrera.

Adicionalmente la OFAC registró dos empresas en México por ser propiedad o estar controladas por Rochin Hurtado y Marrufo Cabrera: Acuaindustria Narciso Mendoza y Club Indios Rojos de Juárez.

Desde septiembre de 2018, existe una acusación federal por tráfico de drogas en el Distrito Sur de California contra Valenzuela Valenzuela, quien es un fugitivo por los cargos actualmente.

Como resultado de la acción, todas las propiedades y el interés por la propiedad de las entidades designadas que están dentro de los Estados Unidos en posesión o control de estadounidenses, deben ser bloqueadas y reportadas a OFAC.

Las regulaciones de OFAC generalmente prohíben toda transacción de estadounidenses o personas dentro (o en tránsito) en los Estados Unidos que involucre cualquier propiedad o interés en la propiedad de personas designadas o bloqueadas.