CIUDAD DE MÉXICO, 11 de agosto de 2019.-  Lo que la sociedad norteamericana no logra entender es que no son sólo las armas las causantes de los tiroteos masivos, sino que hay un trasfondo más complicado que hunde sus raíces en la falta de valores, empezando por el respeto a la vida, advirtió este domingo la Arquidiócesis de México.

A través de su editorial en Desde la fe, la Iglesia católica lamentó que los estadounidenses crean que son situaciones aisladas, "sino una epidemia contra la vida".

Sostuvo que México y Estados Unidos se encuentran en una batalla contra el tiempo, en la que la xenofobia, que alimenta a pasos acelerados la cultura del odio en el vecino país del norte, constituye el principal enemigo a vencer.

Recordó los tiroteos masivos del pasado fin de semana que cobraron la vida de al menos 29 personas y dejaron medio centenar de heridos en Texas y Ohio.

Al reiterar que el problema es mayor, la Arquidiócesis manifestó que la Conferencia de Obispos Católicos de los Estados Unidos (USCCB) ha abogado durante mucho tiempo por leyes responsables de armas y mayores recursos para abordar las causas profundas de la violencia.

"Hoy, la Iglesia en la Unión Americana ha decidido no esperar más, y ha decidido emprender acciones preventivas y una campaña pastoral para abordar las formas en que, como institución, pueda ayudar a combatir “esta enfermedad social que ha infectado a la nación”", explicó.