CIUDAD DE MÉXICO, 24 de julio de 2021.- La Fiscalía General de la República (FGR) asignó en forma directa, sin licitar, tres contratos por casi 7 millones de pesos a dos hijos del ex procurador Jesús Murillo Karam.

De acuerdo con un cotejo de documentos realizado por Mexicanos contra la Corrupción y la Impunidad (MCCI) ,los contratos fueron asignados por funcionarios que trabajaron para Murillo Karam, cuando éste estuvo al frente de la extinta Procuraduría General de la República (PGR, hoy Fiscalía), en el sexenio de Enrique Peña Nieto.

El reportaje indica que la FGR asignó los primeros contratos a los Murillo cuando ya tenía en marcha una investigación contra el ex procurador por la adquisición irregular del malware Pegasus, desarrollado por NSO Group, de Israel, el cual fue utilizado por el gobierno de Peña para el espionaje telefónico de periodistas y activistas de derechos humanos.

MCCI reveló desde 2017 que la PGR de Murillo Karam había pagado 32 millones de dólares por Pegasus a Grupo Tech Bull, una empresa aparentemente fantasma, cuyo supuesto dueño residía en la zona de las cañadas de la delegación Álvaro Obregón.

Este miércoles, la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) confirmó que Tech Bull es una empresa con características de empresa “fachada”, y reveló que desde 2019 había bloqueado sus operaciones y formalizado una denuncia ante la FGR.

Los contratos de la FGR a la familia de Murillo Karam se formalizaron en forma consecutiva los días 23, 24 y 25 de junio de 2020.

El primer contrato se firmó el 23 de junio en la ciudad de Guadalajara para la realización de obras en la delegación de Jalisco; el segundo se formalizó al día siguiente en la ciudad de México para obras en Baja California y el tercero el 25 de junio en Hermosillo, para mantenimiento en la delegación de la Fiscalía en Sonora.

Más información AQUÍ