CIUDAD DE MÉXICO, 5 de mayo de 2021.- La final de Champions League será disputada el 29 de mayo por los clubes ingleses Manchester City y Chelsea, que este miércoles eliminó a Real Madrid, en Stamford Bridge.

El primer tiempo inició cortado y apenas en seis minutos sumaron cinco faltas, la más fuerte, la última, en la que Azpilicueta pisó a Nacho; se esperaba tarjeta amarilla, pero el árbitro no la sacó.

A los 12 minutos, por fin un club mostró intensidad y fue el inglés, cuando, sorpresivamente y atrás de tres cuartos de cancha, el defensa Antonio Rudiger sacó bombazo a media altura y el cancerbero Courtois desvió con ambas manos.

Seis minutos después, Chelsea parecía que se iba arriba en este juego de Vuelta, puesto que luego de centro raso por izquierda, Timo Werner, en el área chica, sacudió las redes, pero el árbitro anuló el gol por fuera de lugar.

La gran figura de Real Madrid, Benzema, quién más… apareció al minuto 26: recibió de espalda en la media luna, se dio media vuelta, acomodó y cacheteó por abajo y buscando un palo, pero el arquero Mendy desvió con gran manotazo.

Pero dos minutos después, los blue no perdonó, cuando Havertz, ya dentro del área, bombeó al travesaño y en el rebote, a un paso de la línea de gol, Werner cabeceó para 1-0 en esta Vuelta y 2-1 en el Global.

Los Merengues tuvo el empate, al minuto 35 y en la cabeza de su mejor hombre, Benzema, quien remató, en gran posición y luego de centro por izquierda, pero el portero Mendy desvió a una mano.

Ya en el segundo tiempo, al minuto 47, parecía que Chelsea mataba, cuando luego de centro por derecha de Azpilicueta, Havertz ganó la posición, el saltó y cabeceó al travesaño.

Y al minuto 85, luego de no concretar varias oportunidades de gol, la escuadra inglesa definió la serie, cuando Christian Pulisic llegó a línea de fondo, dentro del área, amagó al guardameta Courtois y tiró diagonal de la muerte para Mason Mount, quien sacudió las redes para el 3-1 Global y final.