CIUDAD DE MÉXICO, 15 de octubre de 2019. — Con la finalidad de responder al complicado escenario hídrico que atraviesa la región, los representantes de instituciones estatales de Chile, sociales, ambientales y privadas dieron el puntapié inicial del Fondo de Agua Santiago-Maipo, el cual buscará resguardar la disponibilidad de este elemento que abastece a la zona metropolitana.

De acuerdo a un comunicado, se trata del primer paso para la elaboración de una institucionalidad que contribuya, mediante diversos proyectos, a la conservación y protección del río Maipo.

La instancia cuenta con el compromiso de organizaciones sociales, ambientales y empresas privadas para proteger el agua ante el escenario de escasez hídrica, el cual obligó a que el pasado 21 de agosto, se declarara zona de emergencia hídrica en 17 comunas de las 52 de la Región Metropolitana.

Esta iniciativa es impulsada por la Alianza Latinoamericana de Fondos de Agua, integrada por el Banco Interamericano de Desarrollo (BID), Fundación FEMSA, el Fondo para el Medio Ambiente Mundial (FMAM), la Iniciativa Internacional de Protección del Clima (IKI) y The Nature Conservancy (TNC). Además, convocó exitosamente a diversos actores que hoy son los firmantes del Fondo de Agua: el Gobierno Regional de la RM, la Asociación de Municipalidades rurales (AMUR), Aguas Andinas, Nestlé, la ONG Adapt Chile, Anglo American, Fesan y la Confederación de Canalistas de Chile. Asimismo, existen algunos proyectos de colaboración que suman a este esfuerzo con Conaf, Fundación Cultiva y Coca-Cola de Chile.

Con una superficie superior a los 15 mil kilómetros cuadrados, la cuenca del Río Maipo abastece de agua a un tercio de la población chilena, además de ser utilizado también este recurso para distintas actividades productivas. No obstante, existe una fuerte amenaza a la seguridad hídrica de la región debido a diversas problemáticas asociadas al uso poco eficiente y a los efectos derivados del cambio climático. Por ejemplo, las precipitaciones han disminuido 30% en los últimos 20 años por lo que -junto al retroceso de algunos glaciares- se proyecta una reducción del 40% de su caudal para el año 2070.

Todo ello hace necesaria la creación de una iniciativa como el Fondo de Agua el cual busque resguardar y restaurar el agua para la zona.

Cabe destacar, que si bien, este es el primer Fondo de Agua en Chile, este modelo ha sido ya probado en otros países de la región latinoamericana demostrando su efectividad en el marco de la Alianza Latinoamericana de Fondos de Agua. Los Fondos de Agua son organizaciones multisectoriales que reúnen a distintos actores que enfrentan el reto compartido del agua (públicos, privados y de la sociedad civil) y los empoderan para contribuir a la seguridad hídrica y al manejo sostenible de la cuenca a través de soluciones basadas en la naturaleza, favoreciendo la visión de largo plazo y la toma de decisiones efectivas.

Entre las distintas acciones que el Fondo de Agua Santiago-Maipo contempla, hay proyectos de restauración de bosques nativos y humedales; monitoreo de cuencas subterráneas; protección de glaciares; educación ambiental; planes de eficiencia en uso del agua; estudios de gestión de riesgos; comunicación y ordenamiento territorial.

Para Francisca Tondreau, Directora Ejecutiva de TNC en Chile, “Proteger la cuenca más importante del país, por su impacto en la población y en todos los sectores, es urgente. El Fondo de Agua genera sinergias entre los distintos actores involucrados en la cuenca, con tal de resguardar la disponibilidad hídrica y los ecosistemas que dependen de ella, coordinando las capacidades de todos quienes se preocupan por el actual escenario hídrico de la región”.

Por su parte, la Intendenta de Santiago, Karla Rubilar, señaló que “el pasado 21 de agosto se declaró zona de emergencia hídrica en 17 comunas de las 52 de la región Metropolitana. Hoy son miles los chilenos que presentan dificultades para acceder a servicios básicos, como el agua potable o servicios sanitarios. Por eso, este tipo de medida entre el Gobierno y los distintos actores de la cuenca, nos permitirá recuperar y resguardar el agua que abastece a más de 7 millones de personas, por lo que estamos muy contentos de dar este primer paso”.

Tras la firma y formalización de la iniciativa, se espera que dentro de los próximos meses se dé a conocer el plan a cinco años que será ejecutado en conjunto por los actores involucrados.

Con la creación de este nuevo Fondo de Agua existen ya 25 Fondos de Agua en 9 países de América Latina.