CIUDAD DE MÉXICO, 10 de noviembre de 2019. — Desde Bacalar, Quintana Roo, el presidente de México Andrés Manuel López Obrador reconoció al de Bolivia, Evo Morales, por su determinación de convocar a nuevas elecciones.

“Convocar a nuevas elecciones nacionales que mediante el voto permitan al pueblo boliviano elegir democráticamente a sus nuevas autoridades, incorporando a nuevos actores políticos”, anunció Evo Morales este domingo, para tratar de disminuir la violencia que ha escalado tras las elecciones y denuncias por irregularidades en los comicios de ese país.

“Después de esta decisión quiero pedir bajar toda la tensión, todos tenemos la obligación de pacificar a Bolivia, hago una convocatoria de respeto entre familias, respeto a propiedades privadas, respeto a autoridades, respeto a todos los sectores sociales... no podemos estar enfrentados, por eso le he pedido a todos garantizar la convivencia pacífica, acabando  la violencia para bien de todos”, expresó en un mensaje oficial.

Esta decisión de Bolivia se da, luego de que la Organización de los Estados Americanos (OEA) recomendó que se realizaran nuevas elecciones con otros miembros para un nuevo Tribunal Electoral luego de haber evidenciado “irregularidades que varían desde muy graves hasta indicativas”.

Al respecto, López Obrador aprovechó para felicitar a su homólogo Evo Morales, exaltando que debe imperar un ambiente de paz cuando se respeta la democracia, que es la voz del pueblo.

“Es un triunfo de la democracia porque siempre hay actitudes, hay afanes autoritarios, de querer resolver las cosas con la confrontación, con la violencia, y el mejor método para resolver las diferencias es el método democrático”, expresó en un  video grabado en la Riviera Maya, publicado este domingo en sus redes sociales.

“En este caso que sea el pueblo el que decida, nosotros padecimos de fraudes electorales, no es un reclamo, son otros tiempos pero pedíamos en el 2006 el voto por voto, casilla por casilla, la transparencia y se negaron las autoridades electorales, y hubo una imposición que hizo mucho daño a México”, apuntó el Primer Mandatario.

El Presidente de México aprovechó también el caso de Bolivia, para señalar que el ex mandatario Felipe Calderón Hinojosa, llegó al Poder Ejecutivo cargando un fraude electoral.

“Desde el 2006 se desató la guerra contra el narcotráfico que ha causado la pérdida de muchas vidas humanas, convirtió a nuestro país literalmente en un cementerio, fosas clandestinas por todos lados y eso todavía lo estamos enfrentando porque en su momento no hubo democracia”, acusó.

Reprochó que en ese entonces, ni la Organización de Estados Americanos y ninguna otra asociación más interviniera para poder hacer respetar el voto de los mexicanos.

“Nadie se pronunció por el fraude que se cometió en nuestro país, esa es mi visión, desde luego respeto el punto de vista de quienes piensan de que fueron elecciones limpias y libres, y que no supimos perder”, dijo.

“Yo tengo elementos suficientes para sostener de que fue un fraude y que a México le costó mucho”, apuntó López Obrador.

Reiteró su reconocimiento a Bolivia y celebró el “no a la violencia, resolver los problemas consultando al pueblo”.

Concluyó enviando un abrazo al pueblo boliviano y al primer mandatario de ese país, Evo Morales.

Triunfo de la democracia en Bolivia

Desde Bacalar, Quintana Roo, México hasta Bolivia.

Posted by Andrés Manuel López Obrador on Sunday, November 10, 2019