CIUDAD DE MÉXICO,. 22 de mayo de 2020.- Operadores del sistema de videocámaras de vigilancia de la capital y efectivos de la Secretaría de Seguridad Ciudadana (SSC) de la Ciudad de México, persiguieron de manera virtual a un grupo de asaltantes que habían despojado de mercancía a un repartidor en la alcaldía Gustavo A. Madero.

Uno de los asaltante captados por las cámaras del C5 fue detenido cuando huía con varios aparatos eléctricos entre estos 5 pantallas de alta definición.

Los monitoristas del Centro de Comando y Control (C2) Norte alertaron a los policías del sector sobre el robo de mercancía a una camioneta repartidora de tiendas departamentales, en  la calle Antigua Veracruz, colonia San Felipe de Jesús.

Al llegar los uniformados, testigos informaron que los responsables del robo habían sido unos hombres que viajaban en un vehículo tipo taxi, colores blanco y rosa, en el que escaparon con varios artículos robados. 

De manera simultánea, los operadores de las videocámaras de vigilancia señalaron que en calles de la colonia 25 de Julio tenían detectados dos vehículos tipo taxi, los cuales circulaban uno detrás de otro con pantallas embaladas y sujetadas en el toldo.        

Rápidamente los oficiales ubicaron las unidades de alquiler y de cada una de éstas descendió un hombre que al percatarse de la presencia policial intentaron huir; uno de ellos fue detenido metros adelante y el otro logró abordar una motocicleta color negro, que fue localizada más tarde, abandonada en dicha colonia. 

En uno de estos vehículos viajaba como conductor un hombre, de 67 años de edad, quien fue presentado ante las autoridades en calidad de testigo, pues posiblemente no participó en el hecho delictivo y fue obligado a conducir la unidad bajo amenazas de los probables ladrones. 

De esta manera los policías recuperaron cinco pantallas de diferentes marcas, una licuadora, dos hornos de microondas, un brincolín, cuatro cajas de juguetes y dos teléfonos celulares, asimismo, aseguraron dos taxis y la motocicleta.

Al detenido, de 18 años de edad, quien fue plenamente identificado por la parte afectada como uno de los participantes en el asalto, se le comunicaron sus derechos de ley y enseguida, junto con los aparatos recuperados, la camioneta repartidora y vehículos asegurados, fue puesto a disposición del agente del Ministerio Público, quien definirá su situación jurídica.