CIUDAD DE MÉXICO, 26 de septiembre de 2021.- Con un reclamo a la lentitud y falta de sentencias a los implicados en la desaparición de los 43 estudiantes normalistas de Ayotzinapa, los padres de los jóvenes aseguraron que ya no quieren esperar más tiempo para tener noticias de su paradero.

Este domingo, en el marco de los siete años de la desaparición de 43 estudiantes en Iguala, Guerrero, los familiares, amigos y sociedad que se sumó a la movilización, exigieron una vez más justicia y condenaron que no se tengan más avances.

"Nosotros sabemos que cada uno de los padres no ha dejado de exigir la presentación con vida de los 43 estudiantes y de miles más que no hacen falta hoy en México.

Dos mil 555 días los padres y madres de los 43 han caminado a lo largo y ancho de este país, desde aquella noche trágica en la cobardemente corporaciones policiacas con la delincuencia organizada agredieron a los estudiantes en Iguala, Guerrero", expresaron durante un mitin en el Zócalo, tras marchar desde el Ángel de la Independencia.

Lamentaron que con el actual gobierno que encabeza López Obrador se tenía esperanza de agilizar las investigaciones e incluso la captura de Tomás Zerón, uno de los altos funcionarios involucrados en la llamada Verdad histórica.

"Los padres y madres ya no queremos que pase un día sin saber de los 43 estudiantes, por eso es el pronunciamiento hoy a 7 años", sostuvieron afuera de Palacio Nacional, donde en días pasados se reunieron con el Presidente de México.

En voz de las madres Hilda Legideño e Hilda Hernández, los padres y madres reclamaron que no existan sentencias ni culpables hasta el momento como se había pensado que pasaría con el actual gobierno, aunque reconocieron los avances y la voluntad de mantener abierto el caso.

"En estos 7 años, ningún responsable de estos hechos cobardes, ninguna sentencia de los culpables aun no tenemos, por eso hoy 26 de septiembre de 2021, a 7 años, los padres y madres de familia han podido caminar gracias al apoyo de todos y cada uno de los que hoy nos encontramos acá…", se escuchó en el Zócalo.