CIUDAD DE MÉXICO, 29 de abril de 2017.- El dirigente nacional del Partido Acción Nacional (PAN), Ricardo Anaya pidió a los consejeros panistas llegar unidos y fuertes para la elección del 2018, y afirmó que hacerlo es una responsabilidad histórica para derrotar al priismo corrupto e ineficaz y para derrotar al populismo mesiánico de Andrés Manuel López Obrador.

“La elección de 2018 implica una responsabilidad histórica para el Partido Acción Nacional, tenemos la responsabilidad histórica de llegar unidos y fuertes, tenemos la responsabilidad histórica de derrotar a este priismo corrupto e ineficaz, y tenemos la responsabilidad histórica de derrotar al populismo mesiánico y destructor que representa Andrés Manuel López Obrador”, expresó el presidente nacional panista, durante su discurso inaugural del Consejo nacional blanquiazul.

También les recordó que este año habrá elecciones el 4 de junio y les pidió esforzarse más rumbo a esos comicios y después enfocarse en las elecciones del próximo año.

“Es tiempo de redoblar esfuerzos de ganar las elecciones dentro de 36 días y de trabajar todos los días con todas nuestras fuerzas y con ese objetivo en mente yo no tengo duda y les pido ustedes no la tengan, en 2018 vamos a ganar la presidencia de la república”, expresó, lo que generó aplausos de los consejeros.

Anaya informó que para la redacción de la plataforma del PAN para las elecciones del 2018, quien presidirá la comisión encargada será el ex dirigente Gustavo Madero Muñoz, y adelantó tres de las líneas que debe contener dicho documento.

Acabar con la corrupción para tener gobiernos honestos y transparentes, luchar contra los privilegios y la desigualdad para que haya en México igualdad de oportunidades, y acabar con la impunidad para vivir en un auténtico Estado de Derecho.

La primera sesión del renovado consejo panista se convirtió también en una oportunidad para que personajes que han tenido diferencias estuvieran en el templete con el dirigente.

Es el caso del propio Gustavo Madero, quien fue reconocido por Anaya; otro caso fue el del ex presidente Felipe Calderón, quien estuvo sentado al lado del ex senador y ahora gobernador de Chihuahua, Javier Corral.

Ambos sostuvieron diferencias e intercambiaron insultos en 2012, luego de la elección federal y debido a los resultados desastrosos que ese año obtuvo Acción Nacional.

En el templete estuvieron además el ex gobernador de Puebla, Rafael Moreno Valle; la esposa del ex presidente Calderón, y aspirante a la candidatura presidencial panista, Margarita Zavala; los coordinadores de las cámaras de Diputados y de Senadores, Marko Cortés y Fernando Herrera, respectivamente.

También estuvo el gobernador de Veracruz, Miguel Ángel Yunes, a quien Anaya reconoció por haber destapado la red de corrupción del ex gobernador veracruzano, Javier Duarte.

“Porque seamos francos, si Miguel Ángel Yunes no hubiera ganado esa elección hace 10 meses, Duarte estaría disfrutando sus casas, sus ranchos, sus departamentos, el dinero, los aviones y los helicópteros que le han sido confiscados por intervención directa del gobernador del estado.

También lo reconoció por haber mostrado que Veracruz es “la cuna de la corrupción” de Morena, donde en campaña Andrés Manuel López Obrador no tocaba ni con el pétalo de una rosa a Duarte.

“Cuando llegó Miguel Ángel nos enteramos de que recibía dos y medio millones de pesos mensuales para financiar a Morena, ahí están las imágenes grotescas de la protegida de López Obrador, de la diputada de Morena, Eva Cadena, recibiendo fajos de billete para entregarlos a López Obrador, se les cayó el teatrito, el dinero que a López Obrador le daban Duarte y Eva Cadena ya se les hizo billete con gorgojo”.

A la sesión acudieron también los candidatos a la gubernatura de Estado de México, Nayarit y Coahuila, Josefina Vázquez Mota, Antonio Echevarría y Guillermo Anaya, respectivamente.