CIUDAD DE MÉXICO, 8 de enero de 2019.- En un esfuerzo conjunto del Gobierno de México y 15 dependencias federales, Petróleos Mexicanos (Pemex) trabaja arduamente en erradicar el robo de combustible, al interior y fuera de la empresa.

Añadió en un comunicado que apelan a la comprensión de la población por los retrasos que continúan en el suministro del hidrocarburo, el cual quedará regularizado lo más pronto posible.

Destacó y aseguró que en la Ciudad de México y área Metropolitana no hay desabasto de hidrocarburos, por lo que se llama a la población a no realizar compras de pánico, ni caer en especulaciones de escasez de combustible, lo cual ya sucede en varios gasolineras donde se aprecian varias filas de autos.

El director general de Pemex, Octavio Romero Oropeza, sostuvo comunicación con los gobernadores de los estados afectados, con los que se acordó restablecer el suministro de combustible en el corto plazo.

Pemex recordó que hay suficiente inventario de producto en las Terminales de Almacenamiento y Despacho (TAD) para satisfacer la demanda de la población en todo el país; por lo que la situación que se vive en algunas regiones es sólo por un ajuste logístico.

Y agradeció el apoyo, respaldo y comprensión de la sociedad, por los retrasos en el suministro de hidrocarburos derivados del Plan Conjunto del Gobierno de México para combatir el robo de combustible, y que han significado un ahorro para la economía nacional de dos mil 500 millones de pesos en tres semanas.