MORELIA, Mich., 8 de abril de 2017.- Ante la Comisión Estatal de los Derechos Humanos (CNDH), policías y familiares de los elementos heridos en los hechos en Arantepacua, se quejaron por fuera de la oficina, pidiendo que los recibiera algún funcionario.

Ante ello, Ángel Botello Ortiz, director de Orientación Legal, Quejas y Seguimiento de la comisión, salió de las oficinas y en medio de la calle los manifestantes pidieron objetividad a la CEDH.

Los manifestantes se quejaron de que la CNDH no ha ido a visitar a los heridos, que los derechos humanos de los policías parecen no importarles a la comisión ni a la ciudadanía ni a los medios de comunicación.

Más información AQUÍ