CIUDAD DE MÉXICO.- 15 de junio de 2019.- El presidente del Consejo Ciudadano de Seguridad Pública y Procuración de Justicia de la Ciudad de México, Salvador Guerrero señaló que la capital del país históricamente ha estado inmersa en crisis de secuestros, y los recientes hechos que han cobrado de la vida de estudiantes evidencian  un repunte de este delito, sin embargo confió en que se puede revertir la tendencia antes de llegar a escenarios como los ocurridos en la década de los noventa.

“Lo que ha ocurrido en la Ciudad de México es un repunte, que no se compara con la estabilización de esas crisis históricas que hubo en los noventa, y del 2010 al 2014”, refirió el titular de la organización en entrevista durante la jornada de trabajo comunitario realizado en la colonia Juárez junto funcionarios del Gobierno capitalino y de la alcaldía Cuauhtémoc.

Los análisis de Consejo Ciudadano, según su titular, consideran que el incremento en delitos como el secuestro se debe al desplazamiento delictivo de miembros de grupos criminales, quienes anteriormente operaban en entidades vecinas y ahora se han trasladando a la capital del país debido a la presión que ejercen operativos policiales o ajustes entre las bandas delincuenciales.

“Por ejemplo, en el caso del huachicoleo, de pronto hay personas que se están desplazando a a otras ciudades, a otros estados y dentro de las propias organizaciones delictivas se modifican sus negocios criminales y van trasladándose de uno a otro espacio”, recalcó Guerrero.

El especialista en seguridad coincidió con la Jefa de Gobierno de la Ciudad de México al considerar que en las  zonas  oriente y norte de la Ciudad de México se registra una filtración constante de organizaciones delictivas de todo tipo y de todo nivel, y algunas de ellas  están claramente aposentadas en algunas municipalidades del Estado de México.