CIUDAD DE MÉXICO., 21 de mayo de 2019.-Platillos para todos los gustos, cocina de mar y tierra con su toque único, provenientes lo mismo del Golfo de California que de las Alcaldías de la capital del país, fue la experiencia culinaria que ofreció Sabores Polanco, un evento que coloca a la CDMX como el principal destino cultural-gastronómico del país. 

En un comunicado se informó que en su sexta edición, más de diez mil comensales se dieron cita durante dos días en el imponente Campo Marte de la Ciudad de México para disfrutar el caleidoscopio de sabores que más de 75 restaurantes de todo tipo de comida pusieron a disposición de los exigentes visitantes, quienes tuvieron en un solo espacio la mayor oferta de la cocina mexicana. 

Paola Félix Díaz, Directora General del Fondo Mixto de Promoción Turística de la Ciudad de México, institución patrocinadora del evento, dijo que experiencias como Sabores Polanco, representan un viaje a la historia gastronómica, que nos une e identifica como mexicanos. 

Además, agregó, nuestra cocina nos pone como referente internacional, por la originalidad de sus productos y su sabor único, propio de tierra azteca. 

Por primera vez participaron en este festival gastronómico representaciones de las Alcaldías de la capital del país, que contaron con un espacio específico para ofrecer platillos propios de la gastronomía local, en donde fue posible degustar la múltiple transformación del maíz, que dio paso a platillos prácticamente únicos en el continente. 

Esta fue la razón por la cual resultó todo un éxito la participación del chef Ricardo Muñoz Zurita, quien hizo presentaciones de las diversas variedades del maíz y la elaboración de platillos con este producto mexicano, confirmando que la Ciudad de México es la Capital Cultural de América. 

Durante un recorrido por la muestra, que este año rebasó las expectativas, Félix Díaz dijo que el Fondo Mixto de Promoción Turística, que encabeza, tiene un objetivo muy claro: ofrecer a los capitalinos, así como a los visitantes nacionales e internacionales, una experiencia única con un viaje insólito al mundo cultural de la gastronomía mexicana y en especial la capitalina. 

A través de las Alcaldías, el Fondo Mixto de Promoción Turística logró que la comida popular mexicana, que goza de un gran reconocimiento internacional, formara parte de la oferta gastronómica, para deleite de cientos de familias que pasaron el fin de semana bajo un ambiente festivo lleno de sabores, texturas, colores y aromas, de los mejores platos de la cocina clásica, tradicional y de autor. 

El tema de conversación de los participantes fue respecto al tino que tiene el Gobierno de la Ciudad de México de apoyar este tipo de actividades, porque hace posible la unión familiar ya que, por ser un evento para todas las edades, se disfruta mejor hacerlo en compañía de los seres queridos, lo que no es posible lograr en todos los eventos públicos. 

Por más de siete horas fue posible conocer sabores únicos en una gran variedad de alimentos, lo mismo en tacos al pastor, asados de carne, los ya famosos tacos de jabalí, así como comida chilanga, como tortas, churros, quesadillas, acompañado de un buen tinto de la zona centro del país o del Valle de California, quesadillas con diversas variedades de maíz, sin faltar el mezcal de Oaxaca o los cocteles a base de tradicionales frutas mexicanas. 

Por primera ocasión, más de 20 restaurantes de la cocina internacionales se sumaron a Sabores Polanco, una acción que acercó a los capitalinos a distintas opciones de platillos.