TECOMÁN, Col., 31 de julio de 2017.- Un nuevo señalamiento de negligencia en contra de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT), es el que están haciendo conductores frecuentes de la carretera a Cerro de Ortega, los que acusan al Centro SCT Colima de no supervisar las obras  que se realizan de colocación de sello asfáltico en este camino federal, con la consecuencia de poner en riesgo la vida y la integridad física de los viajeros, así como de causar daños a los vehículos en que se transportan.

Los quejosos por voz de Adrián García, secretario de la Junta Municipal de Cerro de Ortega, dieron a conocer que desde hace ya dos semanas o más una empresa contratada por la SCT Colima, cuyo nombre se desconoce, está regando sello asfáltico en el tramo Cofradía de Morelos – crucero a Boca de Apiza en la carretera federal México 200 que une a los dos puertos más importantes del Pacífico, el de Manzanillo con Lázaro Cárdenas, lo que dicen está bien como trabajo de mantenimiento y conservación de esta importante vía de comunicación, pero con lo que no están de acuerdo es con la manera de ejecutar la obra por parte del contratista, pero sobre todo, por la negligencia de la SCT que no los supervisa para que cumplan no solo con lo técnico, sino también con las medidas preventivas que deben de aplicarse obligatoriamente.

Dijo que la queja más recurrente es por los daños originados por la gravilla suelta que deja en la carretera la empresa constructora, misma que ha dejado un gran número de vehículos, principalmente automóviles, con sus parabrisas estrellados o quebrados, y unidades de todo tipo de modelo nuevo, recientes y atrasados, con sus carrocerías marcadas por los impactos de la grava tirada en el camino, sumando cuantiosas las pérdidas económicas por estas afectaciones de las que nadie se hace responsable.

Más información en Quadratín Colima