MÉXICO, DF., 21 de julio de 2014.- El costo económico de los daños ambientales por la explotación minera es 30 por ciento superior al valor de las exportaciones mineras, de acuerdo con datos de la Red Mexicana de Afectados por la Minería.

Durante una conferencia de prensa realizada con legisladores del PRD en el Senado, Alejandro Villamar, fundador de la Red Mexicana de Afectados por la Minería, explicó que de 1996 a 2013 se exportó un total de 73 mil millones de dólares de oro y plata, que han dejado una deuda ambiental cercana a los 100 mil millones de dólares.

“Es un gran negocio para las grandes empresas, porque las comunidades y el país les está regalando un bien común propiedad de la nación, y además subsidiando con una deuda ambiental mayor al valor de lo que exportaron”, indicó.

El especialista señaló que hasta la fecha la industria minera ha importado 819 mil toneladas de venenos que han contaminado cerca de 40 mil millones de metros cúbicos de agua durante la extracción de esos minerales.

“Una política ambiental subordinada a los intereses de grandes grupos económicos es una muestra de la estupidez y de la ambición desmedida, pero no puede ser política de Estado”, dijo Villamar, tras anunciar movilizaciones en distintos estados del país con motivo de la aprobación de la reforma energética.

En entrevista con Quadratín México, Villamar señaló que de las casi 21 mil concesiones mineras que existen en el país, REMA calcula que existen 52 millones concesionadas a particulares, cifra que representa casi 26 por ciento del territorio nacional.

"Sumadas con las 400 mil hectáreas que se pretenden otorgar a particulares con estas reformas, en realidad medio país va a ser concesionado para explotación de minería e hidrocarburos. No solamente es el número de concesiones y la superficie, sino que el impacto a nivel de las comunidades es brutal", apuntó.

Al anunciar el inicio de las jornadas internacionales contra la minería a cielo abierto para esta semana, la senadora del PRD, Iris Vianey Mendoza señaló que en el Senado se han aprobado 15 iniciativas, siete leyes nuevas y ocho adiciones a las leyes actuales en materia de minería.

Mencionó que entre las propuestas que el PRD ha hecho para contrarrestar el impacto de las reformas, se planteó que en el artículo primero de la Ley de Hidrocarburos se garantice el derecho de todos los mexicanos a desarrollarse en un medio ambiente sano, misma que fue rechazada por el Senado en el primer dictamen de la reforma energética enviado a la Cámara de Diputados.

De acuerdo con datos del Instituto Nacional de Geografía y Estadística, las pérdidas económicas por agotamiento y degradación ambiental derivado de la minería en 2012, fue de 219 mil 138.2 millones de pesos. Esto significa que la minería es el sector –solo detrás del sector transporte– que genera más pérdidas económicas por afectaciones al medio ambiente.

El valor de la producción minera en 2012 fue de 258 mil 627 millones de pesos, según datos de la Secretaría de Economía.

De acuerdo con el INEGI, el costo económico de daños ambientales en 2012 fue de 6.3 por ciento del Producto Interno Bruto.