MÉXICO, D.F., 12 de julio de 2015.- La Comisión Nacional de Seguridad (CNS) confirmó la fuga del líder del Cártel de Sinaloa, Joaquín Guzmán Loera, El Chapo, del Penal del Altiplano I, en el Estado de México.

La de esta madrugada es la segunda fuga del narcotraficante más peligroso. La primera fue en enero del 2001, de la prisión  de Puente Grande, en Jalisco, a sólo dos meses y medio de que el entonces presidente Vicente Fox asumiera el cargo.

En ese entonces, Joaquín Archivaldo Guzmán Loera llevaba menos de ocho años preso, después de ser capturado el 9 de junio de 1993 en la frontera de Guatemala con Chiapas, y cumplía tres sentencias que sumaban 20 años y nueve meses por los delitos de asociación delictiva y cohecho.

El Chapo Guzman --uno de los hombres más ricos del mundo, de acuerdo con Forbes-- había sido detenido el pasado mes de febrero de 2014, cuando en un operativo de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) y la Policía Federal (PF) ingresaron a un hotel de la ciudad de Mazatlán, Sinaloa, que servía como refugio del narcotraficante y había sido enviado al Penal del Altiplano, donde se presumía que nadie había escapado de ahí.

De acuerdo con la dependencia federal, el Sistema Permanente de Videovigilancia detectó el ingreso de Guzmán Loera al área de la regadera a las 20:52 horas del sábado dentro de la estancia 20 del pasillo 2, donde habitualmente, además de su aseo personal, lavan sus enseres, pero ya no se le vio salir.

“Al prolongarse la (ausencia) del interno, se ingresó a la celda, la cual se encontraba vacía, por lo que de inmediato se emitió la alerta correspondiente por la probable evasión del mencionado recluso.

“Así se inició el protocolo correspondiente, con lo que se confirmó la fuga de Guzmán Loera. Por lo anterior, se ha desplegado un operativo de localización en la zona y en las carreteras de los estados circunvecinos”, detalló en un comunicado emitido a las 0:58 horas la CNS.

Ante esta situación, el gobierno federal decidió parar las operaciones áreas del Aeropuerto Internacional de Toluca para detectar la salida o entradas de aeronaves que resulten sospechosas.

Lo que sí resulta evidente es que en la fuga del peligroso narcotraficante hubo cualquier cantidad de complicidades, ante lo cual ya se han abierto líneas de investigación. La CNS convocó a conferencia de prensa este domingo a partir de las 7 horas.