CIUDAD DE MÉXICO, 6 de agosto de 2020.- Con la finalidad de que los recursos de los consulados de México en el exterior sean transparentados en su uso y se active un plan de autosustentabilidad, la senadora del PRI, Claudia Edith Anaya Mota, impulsa una iniciativa de reformas a la Ley del Servicio Exterior Mexicano.

La priista busca la rendición de cuentas de los recursos provenientes de las recaudaciones que se derivan del Servicio Exterior Mexicano y al mismo tiempo, se informe cada seis meses de sus avances.

Destaca la necesidad de poner atención a este sector dado que los 50 consulados de México en Estados Unidos también sufrieron un recorte del 75 por ciento en sus gastos de operación derivado de la política de austeridad y ello implicó, entre otras cosas, que ya no haya apoyos en caso de fallecimiento o bien, reducción de asistencia y asesoría legal.

La priista recordó que el pasado 9 de abril, la Dirección General de Programación, Organización y Presupuesto de la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE) envió a las representaciones diplomáticas de México, el oficio por el que la Secretaría de la Función Pública ordenó reducir en al menos 50 por ciento el gasto asignado a los capítulos de servicios generales y gastos de operación.

Por ello, se justifica plenamente que las representaciones nacionales en el exterior, administren los recursos que ellos mismos recaudan para fortalecer sus finanzas y su viabilidad.

“Los consulados y embajadas han sufrido un recorte significativo y ello ha tenido repercusión en el deterioro en la atención a nuestros paisanos, ante la imposibilidad de contar con consultados móviles y la dramática disminución de abogados para asesoría legal, lo que provocado una condición de vulnerabilidad de quienes viven en los Estados Unidos de Norteamérica”, advirtió la senadora del PRI.

Anaya Mota refirió que la comunidad mexicana que vive en Estados Unidos suma casi 13 millones de mexicanos que laboran y suman a las remesas que se reciben cada mesen el país y es necesario brindarles toda la atención a la que tienen derecho por parte del Estado Mexicano.

La iniciativa busca brindar las Embajadas y Consulados, principalmente de los Estados Unidos, la autosustentabilidad que sí tienen, pues aseguró que la mayoría de los trámites que realiza el Servicio Exterior dejan una recaudación suficiente para brindar una atención oportuna a las y los mexicanos que viven fuera del país.

Para la priista es imperante otorgar esta facultad para que puedan defenderlos de aquellas políticas norteamericanas que lastiman sus derechos fundamentales y a las que se suma ahora, la atención frente a la pandemia de Covid 19 y sus fatales consecuencias que también enfrentan en aquella nación.