CIUDAD DE MÉXICO, 10 de septiembre de 2019. — Ante la falta de acuerdos con el Gobierno federal respecto a las Leyes Secundarias de la Reforma Educativa, la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) amenazó con cerrar la Cámara de Diputados a partir de este martes y hasta el jueves.

Minutos después de la 14 horas se levantó la sesión que se desarrollaba en esos momentos y se comenzó a desalojar el recinto legislativo.

Como sucedió en marzo pasado durante la discusión de la Reforma Educativa, los maestros se apostaron fuera del recinto legislativo desde las 6 de la mañana de este martes, y después de unas horas iniciaron un bloqueo parcial pues solo cerraron la puerta 1 del recinto Legislativo, sin embargo, ante el temor de quedar encerrados y sin mayor explicación, se decidió desalojar el recinto al conocerse la falta de acuerdos que había arrojado la reunión en Palacio Nacional entre los docentes y las autoridades federales.

La presidenta de la Mesa Directiva en San Lázaro, Laura Rojas, no dio ninguna explicación al respecto al levantar la sesión y a su salida de la Cámara omitió dar declaraciones a la prensa; en tanto el coordinador de Movimiento Ciudadano, Tonatiuh Bravo, explicó que solamente les comunicaron que ante la falta de acuerdos con la CNTE, se debían tomar previsiones y abandonar el recinto legislativo.

"Solo nos dijeron que tomáramos nuestras previsiones, eso es todo lo que nosotros sabemos, es toda la información que se dio, desconozco yo sí realmente loa líderes de la CNTE no lograron avanzar en sus planteamientos allá en Palacio Nacional, estamos en espera de que se restablezca la comunicación.

Movimiento Ciudadano está por el total respeto al derecho de manifestación, pero que este derecho no coarte el trabajo legislativo, de otra manera hasta sus mismas iniciativas se van a bloquear y no van a avanzar", sostuvo.

El legislador indicó que perseveran en comunicación con él presidente de la Junta de Coordinación Política (Jucopo) Mario Delgado, para saber cuál es la ruta a seguir; indicó que no se ha hablado de buscar sedes alternas, y solo están a la espera de lo que suceda en las próximas horas.

A pesar de algunos conatos de bronca que se registraron por la puerta 8 de la Cámara de Diputados, hasta el momento se mantiene cerrada, mientras que los accesos de Eduardo Molina y Congreso de la Unión permanecen libres. Se estima que fueron desalojados cerca de 10 mil personas entre empleados y visitantes, además, a los empleados sindicalizados se les avisó que se suspendería la jornada laboral desde las 13:45 horas de este martes.