CIUDAD DE MÉXICO, 21 de febrero de 2021.- La Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris) sugirió al Senado de la República hacer adecuaciones en la legislación sanitaria vigente aplicable, como la Ley General de Salud, el Reglamento Sanitario de Productos y Servicios, así como en la NOM-051-SCFI/SSA1-2010. 

La Cofepris respondió a un exhorto de la Cámara de Senadores y exhortó fortalecer las acciones dirigidas a que las etiquetas nutrimentales, que se incluyen en los productos, sean claras y entendibles, con particular énfasis en la protección infantil. 

Según la Encuesta Nacional de Salud y Nutrición, el 86 por ciento de las personas consultadas señalaron que el etiquetado frontal es poco o nada comprensible. 

Esto consideró como un área de oportunidad para modificar el etiquetado frontal nutrimental vigente, conforme a la evidencia científica e incluir las características socioeconómicas y culturales de la población. 

Para ello, requirió reformar la legislación correspondiente para que el etiquetado frontal nutrimental vigente sea más comprensible y considere las características socioeconómicas y culturales de la población. 

A través un oficio, compartió la preocupación de los legisladores por contar con regulaciones que eviten que las preferencias y elecciones de los consumidores, sobre alimentos y bebidas no alcohólicas, sean distorsionadas con información incompleta, confusa o falsa. 

E hizo hincapié en la relevancia del etiquetado nutrimental frontal, como parte de la educación en nutrición de la población, pues es uno de los ejes estratégicos de la política pública en México para atender la problemática de salud y de nutrición que prevalece en el país. 

El etiquetado frontal de alimentos y bebidas no alcohólicas es una de las estrategias que permiten a los ciudadanos contar con elementos para la toma de decisiones informadas, respecto a los productos que consume. 

Dicha encuesta también reveló que la prevalencia combinada de sobrepeso y obesidad, es de 33 por ciento en los escolares y de 72 por ciento en adultos, refirió la Cofepris.

Estos padecimientos aumentan el riesgo de presentar enfermedades crónicas no transmisibles, como diabetes mellitus, enfermedad isquémica del corazón, hipertensión, eventos cerebrovasculares y cáncer. 

“El sobrepeso y la obesidad tienen múltiples causas, una de ellas es la ingesta elevada de calorías; no obstante, de acuerdo con esta misma encuesta, el 76.3 por ciento de la población no sabe cuántas calorías debe consumir al día”, alertó.