CIUDAD DE MÉXICO, 11 de junio de 2019.- La Subgerencia de Administración de Permisos Administrativos Temporales Revocables del Sistema de Transporte Colectivo (STC) Metro es la única entidad que puede otorgar a una persona física o moral el uso, aprovechamiento y/o explotación de uno o varios espacios locales, por lo que exhorta a los usuarios a evitar caer en fraudes.

A través de su área jurídica, el Metro colabora con la investigación sobre el hombre de 22 años de edad, quien ofrecía locales comerciales en estaciones de la red, de forma fraudulenta y ostentándose como trabajador de esta institución con una credencial apócrifa.

Este lunes, 11 personas identificaron al inculpado, quien fue asegurado por personal del STC Metro en Balderas de la Línea 3, con la intervención de elementos de la Policía Bancaria e Industrial (PBI), adscritos a la estación, quienes lo trasladaron a la agencia del Ministerio Público en Pino Suárez, ante las acusaciones de fraude.

Los denunciantes señalaron que el acusado se comprometió a entregarles espacios comerciales a cambio de dinero, sin que a la fecha cumpliera con la entrega.

Una mujer  de 54 años argumentó que entregó 100 mil pesos al sujeto, quien ostentaba una credencial institucional del organismo, la cual es falsa.

Un hombre de 31 años, señaló que entregó al presunto inculpado la cantidad de 70 mil pesos. Nueve personas más denunciaron el fraude, sin indicar la cantidad de dinero entregada.

De acuerdo a la parte acusadora, el posible defraudador operaba en las estaciones de correspondencia, Pantitlán, Hidalgo y Pino Suárez, donde permanecía junto a locales desocupados, con algunos documentos en mano ofrecía de forma verbal los espacios a cambio de rentas que iban de cinco a 15 mil pesos mensuales.

Metro lleva a cabo una supervisión exhaustiva de los PATR, a fin de verificar que todos cumplan con las normas establecidas para su funcionamiento, de lo contrario son suspendidos.