CIUDAD DE MÉXICO, 15 de abril de 2019.- El presidente de Francia Emmanuel Macron aseguró que la icónica Catedral de Notre Dame, que este lunes fue devorada por el fuego, será reconstruida entre todos.

Al asegurar que los bomberos evitaron una tragedia de mayores magnitudes, el mandatario francés aseguró en rueda de prensa que la estructura de la iglesia y las dos torres principales no se derrumbaron.

"Se ha evitado lo peor, a pesar de que la batalla no se ha ganado por completo", dijo el presidente de Francia visiblemente emocionado.

"Notre-Dame de París es nuestra historia, nuestra literatura, nuestra imaginación, el lugar donde vivimos todos nuestros grandes momentos.

"Lo que sucedió esta noche en París y en esta catedral de Notre Dame es una tragedia terrible", dijo el jefe de Estado francés a un costado de la iglesia devastada.

Emmanuel Macron envió un pensamiento a todos los franceses que están conmovidos por el siniestro y los llamó a mantener la esperanza y el orgullo.

Tras casi ocho horas desde que inició el incendio, esta noche en Francia continuaban los esfuerzos por controlar las llamas que devastaron la emblemática catedral gótica francesa.