CIUDAD DE MÉXICO, 18 de diciembre de 2019.- Una iniciativa presentada por la morenista María Soledad Luévano Cantú polemiza en el Senado de la República luego de que pretende armonizar la Ley de Asociaciones Religiosas y Culto Público, para que la participación y contribución al desarrollo nacional de las diferentes iglesias, agrupaciones y asociaciones religiosas.

La propuesta de la senadora de Morena tiene por objeto la plena vigencia del derecho de la libertad religiosa, de conciencia y de convicciones éticas, así como el reconocimiento de derechos inherentes a la libertad de religión, es decir, el derecho de cada individuo a tener, adoptar y cambiar de relación de acuerdo a sus convicciones.

El documento a las comisiones unidas de Gobernación, y de Estudios Legislativos, Segunda, prioriza la libertad de religión y permitiría realizar actos de culto público religioso, así como propagar su doctrina por cualquier medio de comunicación siempre que no se contravengan las normas y previsiones de éste.

Además, asociaciones religiosas podrían participar en la constitución, administración, sostenimiento y funcionamiento de obras de asistencia social, de promoción humana y cultura, instituciones de asistencia privada, planteles educativos e instituciones de salud, siempre que no persigan fines de lucro.

En sus artículos propone la formación religiosa de sus asociados y ministros de culto, incluyendo el derecho de solicitar el reconocimiento de validez oficial de dichos estudios ante la autoridad competente, así como celebrar convenios de colaboración con las dependencias y entidades de la administración pública de los tres órdenes de gobierno. 

En su artículo 9 establece ofrecer asistencia espiritual en los centros de salud y de reinserción social, instituciones de asistencia social, estancias o estaciones migratorias e incluso en instalaciones de los cuerpos policiacos, unidades del Ejército, Fuerza Aérea, y la Marina Armada de México. 

Sin menoscabo de la laicidad del Estado mexicano, la senadora Luévano Cantú subraya en su iniciativa que las autoridades podrán asistir en su carácter a actos de culto público, así como a las actividades que tengan motivos o propósitos similares.

Al respecto, el presidente de la República Andrés Manuel López Obrador consideró la mañana de este miércoles en su conferencia de Palacio Nacional, que no es necesario.

“No considero que modificar este principio ayude. Al contrario, ya en su momento hubo confrontación... eso motivó hasta una invasión extranjera. No nos metamos en ese campo”, comentó.

https://www.senado.gob.mx/64/gaceta_del_senado/documento/103131